Desde el Mundo exterior: ¿Pueden las TI descubrir el Origen de nuestro Sistema Solar?

atos-rosetta-and-philae-at-comet

Después de 10 años y 6.500 millones de kilómetros de viaje interplanetario, la Misión Espacial Rosetta está ya a solo 30 kilómetros de su objetivo. Rosetta es la nave espacial perteneciente a la Agencia Europea Espacial (ESA) encargada de explorar cometas, y la suya es la primera misión concebida para orbitar y posarse sobre un cometa. En estos momentos, se prepara para la fase final y más importante de la misión. A pesar de encontrarse trabajando a pleno rendimiento, ha tenido tiempo para tomarse un respiro bien merecido para realizar este selfie con el cometa como fondo, usando la cámara CIVA de la sonda Philae.

 
Quedan apenas dos meses para que la sonda comience sus maniobras de aterrizaje en la superficie de este cometa de 10.000 millones de toneladas, una proeza nunca intentada antes en la exploración espacial. Se han seleccionado ya un primer sitio de aterrizaje y otro secundario, y la misión incrementa su dificultad a medida que comienzan los cálculos para asegurar un aterrizaje suave.  Cada variable debe ser tenida en cuenta, desde la extraña forma del cometa - parecido, según algunos miembros del equipo de Rosetta, a un pato de goma - hasta su velocidad, -¡60.000Km/h!- La composición y comportamiento de la superficie del cometa también será todo un desafío cuando el equipo de control de la misión trate de poner a Philae, la sonda, en su lugar para comenzar su investigación.
Una vez concluido el aterrizaje, Philae comenzará una secuencia de 50 horas de experimentos para reunir todas las medidas e información posibles del cometa con el extraño nombre Churyumov-Gerasimenko. Los hallazgos serán entonces transmitidos -a una distancia equivalente a viajar 10.000 veces alrededor de la Tierra- a nuestros científicos de la base, los cuales utilizarán estos datos para comprender mejor el origen de nuestro sistema solar.

 
Al mundo de los servicios de TI se le suele pedir que mantenga los pies sobre la tierra, pero una excepción a la regla es la continuada colaboración de Atos con el Centro Nacional de Estudios Espaciales (CNES), la Agencia Espacial francesa que desempeña un importante papel en esta misión de la ESA a través de su Centro de Operaciones y Navegación Científicas (SONC), ubicado en Toulouse. Nos hemos encargado de diseñar la planificación de las operaciones científicas de Philae y de supervisar la ejecución de experimentos científicos a bordo para asegurar que todo funciona con precisión y que todos los datos esperados se hayan  generado correctamente.

 
Sin embargo, esto tiene sus compensaciones. Una vez que la información ha "aterrizado" correctamente en el centro de datos de CNES, los científicos pueden comenzar a interpretar los hallazgos de Philae, con la posibilidad de realizar nuevos descubrimientos no sólo sobre los orígenes del sistema solar, sino también, muy posiblemente, acerca de cómo se formó la Tierra y la forma en la que los cometas pueden haber hecho saltar la chispa de la vida en nuestro planeta.
 

Muy pronto:

Al comenzar la cuenta atrás del aterrizaje de la sonda Philae en el cometa, entrevistaremos a Laurent Peret, uno de los consultores de Atos, con el fin de preguntarle más sobre su papel, hasta ahora, en el éxito de la misión. Este encuentro nos proporcionará una primera versión sobre algunos de los logros y desafíos de la misión, incluidas tanto la acción de despertar a la sonda después de casi tres años de hibernación, como las celebraciones en la base cuando se reciban las primeras imágenes del cometa....

Contáctenos

Atos Spain
trans-1-px
Nuestra página web utiliza cookies. Si continúa navegando por esta web, acepta que sigamos usando cookies para mejorar nuestros servicios y permitir el análisis de sus
hábitos de navegación. Si no está de acuerdo, puede bloquear su uso mediante la configuración de su navegador como se explica en nuestra Política de Privacidad
Aceptar Más información